¿Cómo bañar a un Yorkshire Terrier?

Vaya!!! parece que tu pequeño Yorkie necesita un baño… Si quieres conocer algunos consejos para bañar correctamente a tu Yorkshire terrier sólo tienes que seguir leyendo. ¡Prepara el champú y la esponja y vamos!

Consejos para bañar a tu Yorkie

Como todos sabemos, el mayor atractivo que tiene un Yorkshire es su pelo: largo, suave y sedoso. Por eso, debes mantenerlo limpio y cuidar mucho su higiene para que no pierda ni una pizca de esplendor en ese manto que los hace tan reconocibles.

Bañar a tu perro debe convertirse en una rutina a la que se acostumbren desde pequeños, para evitar que sea algo incómodo y difícil. Vamos a ver algunos consejos para realizar esta tarea:

  • El primer baño de tu cachorro debe hacerse después de completar su calendario de vacunas. Hasta entonces, puedes limpiarlo un poco con toallitas húmedas que no contengan cremas ni perfumes.
  • Un Yorkshire Terrier debe mantener una frecuencia de bañado casi semanal, entre 7 y 10 días, para evitar olores y conseguir una buena higiene.
  • Durante el baño ten cuidado de que no le entre agua en las orejas, y mantén el agua a una temperatura tibia.
  • Usa champú especial para perros, ya que tienen un pH distinto al nuestro. Frota con delicadeza todo el pelo y haz dos pasadas para que quede bien limpio.
  • Tras el baño, toca secarlo. Usa la toalla para quitarle el exceso de humedad y agua y, a continuación, puedes usar un producto desenredante para poder peinarlo más fácilmente.
  • Termina el proceso secando el pelo con un secador, mientras lo peinas siguiendo la dirección de su pelo, desde el lomo hasta las patas. Y no uses aire demasiado caliente.

Con estos consejos verás cómo tu pequeño Yorkshire estará precioso, y manteniendo la rutina conseguirás que no le moleste la hora del baño.

¿Cómo bañar a un Yorkshire Terrier?

Paso a paso para bañar a tu perro

Ahora que conoces algunos consejos para bañar a tu perro, vamos a darte una serie de pasos que puedes seguir para facilitar la tarea:

  • Primero, remoja bien todo el cuerpo. Esto facilitará más tarde el enjabonado.
  • Aplica el champú y empieza a masajear cada zona del cuerpo de tu perro, con suavidad.
  • Aclara bien todo el cuerpo.
  • Repite el enjabonado. De esta manera retirarás cualquier rastro que pueda quedar de aceites u otros productos.
  • Si lo masajeas bien, a tu perro le encantará el baño y te lo pondrá más fácil.
  • Vuelve a aclarar todo bien para retirar todo el champú.
  • Ahora puedes aplicarle alguna crema suavizante para su pelo, dejando que actúe el tiempo indicado. Para mantener la temperatura, puedes envolverlo en un plástico fino.
  • Una vez que ha pasado el tiempo indicado para que actúe el producto, acláralo bien.
  • Llega el momento de secar a tu perro con la toalla, haciendo hincapié (y con suavidad) en la zona de los ojos, las orejas y las patas.
  • Aprovecha para cortarle las uñas si le hace falta.
  • Comienza a cepillarle el pelo de forma suave para desenredarlo. No fuerces los nudos, si lo haces, puedes hacerle daño o romperle el pelo. Se recomienda usar un cepillo con púas largas y flexibles.
  • Después de este primer cepillado, vuelve a cepillarlo con un peine metálico para quitar los restos de nudos.
  • Ahora puedes usar el secador para terminar de secarle el pelo, siempre siguiendo la dirección natural del pelo, de arriba hasta abajo.
  • Una vez seco, vuelve a repetir el proceso de peinado, primero con el cepillo de púas flexibles, seguido del peine metálico.
  • Por último, te queda la zona de la cabeza. Puedes recogerle el pelo en un moño para despejarle la vista, y peinando también la nariz para este propósito.

Con estos consejos y pasos para bañar a tu Yorkie, ya lo tendrás limpio y elegante. ¡Seguro que te lo agradecerá!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *